País
14-06-2018
Un gran paso adelante

En una histórica sesión, la Cámara de Diputados de la Nación dio media sanción al proyecto que busca legalizar el aborto en la Argentina. La votación fue con 129 votos a favor, 125 en contra y una abstención y llegó tras 23 horas de debate y con una multitudinaria vigilia en las inmediaciones del Congreso.

Aumentar tamaño del texto Reducir tamaño del texto Tamaño del texto normal
Con 129 votos a favor, 125 en contra y una abstención, el proyecto para despenalizar el aborto en la Argentina logró media sanción en Diputados y ahora deberá definir el Senado. Fue en una histórica sesión que se prolongó por 23 horas y que incluyó un profundo debate en el que legisladores de distintos bloques expusieron sus posturas en forma transversal. Afuera del Congreso, una multitud montó una vigilia para seguir las alternativas de esta histórica deliberación. 

La iniciativa aprobada por la Cámara naja despenaliza la interrupción voluntaria del embarazo hasta la semana 14 con el consentimiento informado de la persona gestante. Tras la aprobación en general del proyecto, y ahora la discusión continúa con el tratamiento en particular del articulado.


La jornada estuvo marcada por el pulso de los indecisos, que definieron la votación cuando la discusión llegaba a su final. El tablero inicialmente marcó que el resultado había sido 131 a 123 y una abstención. Pero inmediatamente un grupo de diputados empezó a exclamar que estaba mal marcado. En paralelo, los festejos de quienes impulsaron la iniciativa no cesaba. Pero cuando Emilio Monzó pidió la palabra, comenzó a mermar la euforia.


"Hubo cinco diputados que no le tomaron el voto", exclamó. Al principio, invadió la preocupación. Pero luego, rápidamente, se constató que eran solamente dos. La ecuación no cambiaba. Resultado final: 129-125-1. La suma total da 255 y no 257 -el total del cuerpo- porque Monzó no vota y porque Julio de Vido está preso.


Pero no terminó ahí. Elisa Carrió pidió la palabra, lo que fue rechazado por la oposición, que le reclamaba que no había asistido a todo el debate: "Hace veinte horas que estamos acá", le gritaban. La diputada tuvo una muy breve intervención: "Quiero hablar porque represento a una parte de la sociedad, que me ha votado. Respeto las otras posiciones. He estudiado este tema durante 40 años y no he hablado para preservar la unidad de Cambiemos". Entre gritos, más abucheos y reclamos, la dirigente se retiró del recinto con saludos irónicos hacia el kirchnerismo.


El peso de los indecisos fue tal que los números fueron variando durante todo el día. En todo momento siempre se impuso el rechazo al proyecto, pero un anuncio de Jorge Ziliotto, pampeano del bloque Justicialista, revirtió el "poroteo" para el lado de la interrupción voluntaria del embarazo. El diputado anticipó que Melina Delú y Ariel Rauschenberger, también de La Pampa, votarían a favor. Esto cambió todo el panorama, porque tanto Delú como Rauschenberger eran considerados como votos en contra.


Pero la brecha se fue achicando poco a poco a lo largo de la jornada. Cerca de la medianoche, se supo que los indefinidos Jorge Franco (Frente de la Concordia Misionero) y Héctor Stefani (Cambiemos) votarían a favor. Y también trascendió que el radical José Luis Riccardo, que había anticipado su abstención, acompañaría.


El momento de mayor incertidumbre fue cuando Gustavo Garretón (Cambiemos) anunció que votaría en contra. Eso pareció el golpe de gracia para los por aborto. Muchos lo contaban a favor y, en ese momento, el voto en disidencia inclinó la balanza. Luego sucedería lo de los pampeanos.


Todo giró en torno a este conteo. Dentro del recinto el debate fue muy relajado y los diputados se encargaron de trabajar afuera, convenciendo y buscando adhesiones. No hubo cruces, agresiones ni momentos tensos. Algo fuera de lo común, sobre todo para un tema que divide tanto a la sociedad.


Ahora el proyecto deberá ser tratado por el Senado de la Nación donde gran parte del oficialismo se posiciona en contra. En esa instancia se descuenta que el foco estará puesto en la palabra de la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner quien no promulgó el debate durante su gestión pero ahora se ha manifestado a favor del derecho de las mujeres a decidir.

Dejanos tu comentario...

Miércoles 16 de Octubre de 2019
Comunicar sin contenido
La gente flotante
Citas
Libros en alpargatas
Sasturain
Charlie Egg
Mujica
Sietecase
Erotismo del poder femenino
Scher
Salud Pública
Todo caso policial
El año de la división
Hockey con futuro
Tessa
Bricco
Acquarone
podo
ricciardino
Jugar contra el prejuicio
Economía parasitaria
Por qué se lame el perro
Eros y civilización
Maten al rugbier
Villanos y empresarios
foto