Sociedad
08-05-2019
Bullrich: mucho ruido y pocas nueces
La ministra de Seguridad desembarcó en Rosario para intentar impulsar a los devaluados candidatos de Cambiemos. Dijo que había mandado presos en un megaoperativo federal a los responsables de la saga de intimidaciones públicas, lo que Fiscalía provincial negó. Tres celulares secuestrados en poder de Guille Cantero en la cárcel de Ezeiza dispararon nuevo contrapunto Nación-Santa Fe.
Aumentar tamaño del texto Reducir tamaño del texto Tamaño del texto normal

Alberto Carpintero | Cruz del Sur


Esta vez fue una megarrazzia, con mucho ruido y pocas nueces, y un intercambio verbal con su par provincial Maximiliano Pullaro. El último jueves, finalmente, Patricia Bullrich desembarcó en Rosario, luego de que el sábado anterior los candidatos de Cambiemos la esperaran en vano para intentar capitalizar un operativo federal contra dos bandas de narcomenudeo, a 24 horas de las primarias. Ahora, la ministra de Seguridad de la Nación aseguró que en otro procedimiento se había detenido a 34 personas acusadas por las balaceras a los poderes públicos.


Sólo cuatro de esos sospechosos quedaron presos por tenencia de armas, sin vínculo alguno con el caso de los ataques mafiosos, por el que la pesquisa de la Justicia y los detectives provinciales ya tiene a 17 imputados, entre ellos al autor intelectual, Ariel “Guille” Cantero. Precisamente a este líder de Los Monos le incautaron tres celulares en la cárcel federal de Ezeiza, lo que motivó cruces con Pullaro, a quien la funcionaria nacional hasta trató de mentiroso.


A poco más de un mes de las generales de junio, en el Ejecutivo santafesino esperan más dardos de Bullrich en la provincia, donde los principales postulantes del macrismo están lejos en las peleas principales.


La última detención por la saga de balaceras fue en febrero pasado. A pedido de la Fiscalía provincial, la Policía Federal detuvo a Leandro “Chulo” Olivera y su pareja, Julieta Correa (hermana del delantero del Atlético de Madrid Ángel Correa), una joven que luego fue desvinculada del caso.
Chulo cayó cuando salía de un hotel de Italia y Mendoza, pleno centro, luego de mantenerse prófugo desde octubre de 2018. Está sindicado como uno de los coordinadores de la logística en las balaceras, junto con Lucía Uberti y Matías César, todos a las órdenes de Guille Cantero.


A partir de esa detención es que la Federal profundizó en un listado de personas vinculadas con Olivera, lo que derivó el pasado jueves en un operativo que demoró a 34 sospechosos e incautó una veintena de armas. Ninguno quedó relacionada con los ataques mafiosos. Doce fueron formalmente acusados por la tenencia de armas y sólo cuatro quedaron detenidos.


Entre los allanamientos hubo uno en el pabellón de Ezeiza donde está preso Guille Cantero, de donde secuestraron tres celulares. Bullrich afirmó que “la organización fue desbaratada” porque le permitieron a Cantero tener celulares para poder escucharlo. Y que Pullaro estaba al tanto. El funcionario provincial lo negó y su par nacional le dijo que mentía.


El cruce tiene trascendencia habida cuenta de que Guille está imputado de ser autor intelectual, desde prisión, de al menos siete ataques mafiosos, los que se reanudaron el fin de semana de Carnaval, con una seguidilla de muertos que fue vinculada a la banda de Los Monos por el oficialismo provincial y que fue interpretada como desestabilización de cara a la campaña electoral. ¿Guille pudo haber ordenado nuevos ataques con celulares que la Justicia federal escuchaba y no se hizo nada por impedir el baño de sangre? Esa pregunta sobrevuela todo el renovado enfrentamiento Nación-provincia.


Durante el pasado fin de semana y luego de que Bullrich lo tratara de mentiroso, Pullaro decidió no contestar. Este martes, quien volvió a la carga fue Gerardo Milman, jefe de gabinete del Ministerio de Bullrich. “Pullaro es candidato (a diputado provincial) y es muy difícil dicernir en qué situación opina, si como ministro o como candidato”, dijo a Radio Dos.


“Hubo una investigación profunda donde Pullaro expuso la utilización de celulares de delincuentes para poder dar con otros delincuentes. Acá hubo una investigación de la Justicia y la responsabilidad de intervenir teléfonos, se requisaron, se incautaron teléfonos, hubo más de 800 vinculados a estas causas, no sólo el de Guille Cantero en Ezeiza, sino el del llamado Olivera también. Se juntó información y hoy hay detenidos o en proceso. Hay varios tiradores probados en esta causa”, dijo Milman, en abierta contradicción con la Fiscalía provincial, para la cual ninguno de los 34 demorados en los 40 allanamientos del jueves tiene vínculo con la saga de intimidaciones públicas.


“Esperemos que no se tense la relación” con el gobierno provincial, añadió Milman para cerrar: “Creemos que es necesario trabajar conjuntamente, el delincuente no pregunta a qué partido pertenecemos, esperamos que cuando esta espuma pase podamos seguir trabajando”.
También este martes, Pullaro tiró la pelota afuera. Luego de afirmar que no le parece mal el uso de las controvertidas pistolas Taser, que Bullrich ayer anunció comenzarán a usar las fuerzas federales, dijo el ministro acerca de un chat que circuló sobre su conversación con Bullrich.


“En el mensaje que ella muestra es en donde le pido máxima cautela en la previa de un fin de semana largo, entendiendo que los presos federales no estaban en lugares de detención de alto perfil, como sí los tenemos nosotros en la provincia de Santa Fe para presos de alta peligrosidad. Eso es lo que le preguntaba, preocupado por una situación determinada. No entro en contrapunto, cuento la situación en particular: tenemos un máximo control en pabellones especiales para presos de alto perfil”.

Dejanos tu comentario...

Viernes 24 de Mayo de 2019
Mujica
Libros en alpargatas
Charlie Egg
Sietecase
Erotismo del poder femenino
Hockey con futuro
Salud Pública
Todo caso policial
El año de la división
Bricco
Acquarone
Tessa
Citas
Scher
podo
Sasturain
ricciardino
Jugar contra el prejuicio
Economía parasitaria
Por qué se lame el perro
Eros y civilización
Maten al rugbier
Expertos en recortes
Villanos y empresarios
foto